A principios de este siglo, la virtualización de servidores irrumpió en la escena de las Tecnologías de la Información, las TI y ha cambiado la forma de pensar acerca del hardware del servidor dentro de la organizaciones modernas.

Virtualización.

La virtualización de servidores es que varios servidores “virtuales” se puede ejecutar en un único servidor físico

El concepto básico detrás de la virtualización de servidores es que varios servidores “virtuales” se puede ejecutar en un único servidor físico. Esta consolidación de servidores es el resultado de la no utilización de muchos servidores físicos, lo que redujo drásticamente el gasto del capital, en gastos innecesarios para proporcionar a la organización de servicios. El uso de menos servidores físicos también redujo el consumo de energía, refrigeración y espacio del centro de datos. Otros beneficios indirectos se incrementaron como por ejemplo la agilidad de los procesos, ya que el departamento de TI podría aprovisionar un servidor en cuestión de minutos u horas, frente a las semanas y meses que solía tomar para adquirir, instalar y activar nuevos servidores físicos.

Por todos esos aspectos, la adopción de la virtualización de servidores ha sido un gran éxito. Una mirada a los números de los ingresos de diferente empresas y no hay duda de que este hecho sea un éxito. En la década de 2000, la cuestión predominante que muchos en TI se hicieron fue: “¿Por qué debo de virtualizar mis servidores?” Hoy en día, la cuestión predominante que se escucha es: “¿Por qué no pueden los servidores virtualizarse?”

Existen cuatro elementos necesarios para construir una nube para nuestros servidores: un sistema de gestión de nube, informática (también conocido como el hipervisor), almacenamiento y redes. El sistema de gestión de la nube se ocupa de todas las provisiones y la orquestación del subyacente cómputo, almacenamiento y componentes de red.

Agregue un comentario

Su dirección de correo no se hará público. Los campos requeridos están marcados *